lunes, 1 de octubre de 2012

El grafeno y su uso en desalinización de aguas.


El grafeno es una forma pura de carbono con una estructura hexagonal que le confiere la cualidad de ser el material más duro del mundo, además de ser un conductor eléctrico más eficiente que el cobre y mucho más ecológico y versátil. La expectación que produjo desde su aislamiento en 2004 se está materializando en una gran cantidad de investigaciones sobre este material, tanto desde el mundo científico como del empresarial.


Una nueva investigación ha encontrado que el grafeno se puede utilizar en sistemas de desalización ya que opera a una presión mucho más baja, y gracias a ello debería ser capaz de purificar el agua a un costo mucho más bajo. Así mismo el nuevo sistema basado en el grafeno es capaz de hacer su trabajo cientos de veces más rápido que las técnicas actuales, con la misma presión que éstas.



No hay comentarios: