domingo, 5 de abril de 2009

Vacaciones: ¿estudiar o no?



Muchos estudios aseguran que un buen descanso y la realización de actividades al aire libre son fundamentales para el rendimiento escolar del siguiente periodo. Se producen diferencias importantes entre los niñ@s y adolescentes que tuvieron vacaciones y los que no.
Desde que en 1966 se publicó el llamado Informe Coleman en Estados Unidos, la mayoría de los estudios internacionales subrayan que lo que ocurre fuera del colegio determina de manera significativa el rendimiento escolar de los estudiantes.

Si pensamos que durante las vacaciones los niños pasan todo su tiempo fuera del colegio, es importante poder estimular sus actividades de tiempo libre no sólo para que lo pasen bien, sino también pensando en el rendimiento del trimestre que se avecina.

Salir al aire libre y compartir tiempo en familia estimula futuros aprendizajes de los niños.


El dilema de estudiar o no estudiar en vacaciones es muy antiguo. Expertos aseguran que si bien no se trata de practicar las tablas de multiplicar o de hacer largas y tediosas copias, el período de descanso puede aprovecharse para incentivar una buena lectura, visitar algún lugar histórico o idear algún tipo de actividad que dé la posibilidad de hacer algo más que sólo ver televisión.
De acuerdo a los estudios es común que niños que provienen de familias con mayores recursos participan en talleres de música, literatura, teatro, danza y pintura; hacen deportes náuticos o viajan dentro y fuera del país. En cambio los niños de escasos recursos tienen poco o nulo acceso a esas actividades y muchas veces ni siquiera cuentan con espacios recreativos estimulantes.
Aunque la mayoría de los niños está feliz sólo con escuchar la palabra "vacaciones", la verdad es que, con tanto tiempo libre, queda incluso tiempo para escuchar la consabida "estoy aburrido/a". ¿Qué hacer para estimularlos creativamente? Disfrutar del aire libre y de algún paseo familiar es siempre estimulante. Pero, en caso que no sea posible salir fuera, también en la casa y de acuerdo a las posibilidades de cada familia, no son pocas las actividades que se pueden realizar en estos días y que pueden activar la creatividad de los niños.

Ya sé que es un "coñazo" soportar a los niños durante las vacaciones, pero en nuestras manos está el ayudarlos para que el descanso se traduzca en el buen rendimiento del próximo trimestre. Todos los profesores nos lo agradecerán.

No hay comentarios: